November 14, 2018 Rodrigo Soto 0Comment

Ya empezaron las andanzas

Luis E. Todd

A fines del año pasado el Congreso autorizó la reelección de diputados locales y también de alcaldes, y eso, que representa un aparente avance administrativo, va a generar mayor letargia política y sobre todo un retraso en las funciones propias de la administración pública. Me refiero a que los funcionarios se van a dedicar a hacer política y no a hacer administración pública.

Este proceso de la reelección fue muy cuestionado desde la época de Francisco I. Madero porque generaba paternalismo y propiciaba una estabilidad dictatorial que impedía el cambio necesario y la inclusión de la juventud en los procesos de orden político.

Este año 2018 seguramente empezarán las campañas o precampañas de los alcaldes y diputados locales para su reelección, que junto con el proceso federal,  van a causar una serie de conflictos y contrasentidos, que pueden generar pérdida de credibilidad y de confianza en la comunidad del Estado y del país.

Yo pienso que la reelección, en el sentido actual de los tres años, pudiera tener algunos aspectos favorables, pero tomando en cuenta la madurez de nuestro fenómeno político local y nacional, presumo que también se puede hacer un gran daño, si se  utilizan recursos públicos, en forma sutil o abierta, para consolidar, otra vez,  la posición de poder.

Las ventajas y desventajas tendrá que medirlas el pueblo, porque las leyes ya se aprobaron  y reglamentaron y esperamos que ese criterio no sea también para la presidencia de la República,  como sucedió durante muchos años en México, que sufrió el totalitarismo y las dictaduras de partido, de grupos o de personas, como fue el caso de Porfirio Díaz, que siendo un buen Presidente y en aras del poder, dañó su imagen en la historia.

DESCARTES: Pienso, luego existo…La reelección tiene ventajas y muchas desventajas.

 

Leave a Reply